Hoy me interesa…

Desde 1817, el lugar para la gente inteligente

Archive for the ‘chile’ Category

La educación en Chile, mirando al 2020

with 3 comments

A mi gusto, el gran problema de Chile y al mismo tiempo la gran solución de los problemas de Chile, es la educación.

Por eso me he dedicado a revisar algunos de los documentos del movimiento (aún) apolítico Educación 2020 y también a leer lo que comenta por Twitter su creador Mario Waissbluth. Y en general, creo que lo que proponen es un camino correcto. Al mismo tiempo, como todas las cosas complejas, algunas de las propuestas me generan más preguntas nuevas que certezas. Como no he leído todo, tengo claro que de seguro algunas de las cosas que escribo acá ya están dichas en otras partes, pero por lo menos sirve para ordenar algunas ideas.

Por ejemplo, se habla de la importancia de tener profesores de calidad. Y eso lo comparto. Para esto se proponen becas para que los buenos alumnos entren a estudiar pedagogía, exámenes de certificación y luego salarios más altos. Hoy en día, pedagogía es la carrera universitaria con más alumnos en Chile. Tal como lo lees. ¿El problema? Más no significa mejor, y entonces los alumnos que entran, en general no son buenos alumnos y no se convierten en buenos profesores.

Entonces la propuesta me parece bien, pero me pregunto, si con las becas y salarios en vez de atraer a alumnos malos, se atrae a alumnos mediocres, ¿realmente se produce un cambio sustancial? Me cuesta creerlo. Y ahí empiezo a entender que la solución no son solo becas y salarios. Lo que se necesita es un conjunto de cambios que acompañan a esos otros cambios. Y ahí el movimiento Educación 2020 me empieza a hacer verdadero sentido.

En términos generales, lo que me produce dudas es que aparentemente las soluciones involucran meter más y más al Estado en la educación. Y no me interesa la parte ideológica de eso, sinceramente porque creo que ambos extremos están equivocados. No creo que aumentar la presencia del Estado en toda las áreas sea necesariamente bueno o malo. ¿Más Estado para regular la contaminación? Me parece bien. ¿Más Estado para regular los matrimonios? No gracias. Pero si tengo la idea de que el Estado no ha sido precisamente un aporte en términos de la educación en Chile.

Tal vez si en vez de botar toneladas de plata todos los años en el Transantiago, se hubiesen dejado las micros amarillas y esa plata se hubiese destinado a sueldos de profesores…o tal vez si en vez de botar toneladas de plata todos los años en programas sin efecto como Chile Solidario, se hubiesen dado mejores becas…o tal vez si en vez de perder horas discutiendo en el congreso sobre la nacionalización de deportistas o sobre feriados, se hubiesen discutido cambios para mejorar el estatuto docente.

Creo que el camino tal vez va por reducir un poco la regulación en unas áreas y aumentarlas en otras. Terminar con la inamovilidad de profesores y directores (cosa que propone Educación 2020) para así sacar a los “malos” y dejar espacio a los “buenos” (que suena a como lo diría Piñera), cambiar el gasto de infraestructura a salarios, cambiar el gasto de colegios municipales y “liceos de excelencia” y pasarlos a los particulares subvencionados, hacer pública toda la información respecto a los colegios, salarios, resultados, etc., para que los padres puedan tomar mejores decisiones (propuesto por Educación 2020). Y así.

En resumen, la educación chilena necesita una serie de medidas progresivas y no una sola reforma instantánea. Pero progresivas no tiene que significar en ningún caso lentas. Las medidas tipo Frei de “la solución es que el Estado controle la educación”, o las medidas del otro extremo no son una solución real. Son populismo fácil y gratuito.

Por eso me hizo sentido cuando le pregunté a Mario Waissbluth si me podía decir la gran solución para los problemas de la educación chilena en solo los 140 caracteres que permite Twitter y me respondió con el link a las propuestas de Educación 2020. El camino a seguir ya está siendo escrito por la gente de Educación 2020 ( y ojalá en el futuro cercano por otros que los contradigan y los hagan perfeccionar su propuestas). Ahora solo falta que un par de senadores y diputados que quieran quedar en el lado positivo de la historia de Chile, tomen este tema y estas propuestas como su bandera de lucha, y no la suelten hasta que la gran mayoría de los niños de Chile puedan leer y entender un texto tan largo y latero como éste.

Anuncios

Written by L.

junio 5, 2010 at 11:55 am

Publicado en chile

Tagged with , ,

¿Qué hacer con El Cisarro, El Loquín, El Pato Donald y Condorito?

leave a comment »

Primero lo primero, el hecho de que existan niños como el “Cisarro” y el “Loquín”, habla de algo  que está resultando profundamente mal en Chile. Las causas son complejas y las dejaré afuera de este post. Obviamente son las causas lo que hay que atacar y cambiar, pero ese es otro tema.

Por ahora, el daño ya está hecho, y actualmente estos niños ya son delincuentes. Lo que me interesa es pensar: ¿Qué debería hacerse con estos niños? Lo trágico es que -incluso antes de analizar las opciones- me doy cuenta de que no veo una solución clara.

Opción 1: Bajar la edad legal en la que se puede privar de libertad a las personas. Por una parte, esto efectivamente sacaría a algunos delincuentes/niños de las calles. El problema es que probablemente los llevaría a un lugar peor, en el que se juntarían con más delincuentes/niños y se profundizaría su separación de la sociedad. Además, cuesta imaginar que estos niños realmente sean desincentivados por la amenaza de una pena de cárcel. Evidentemente no piensan claramente lo que hacen, su desarrollo intelectual y emocional es casi nulo y la amenaza de castigo no significaría mucho. Lo único que le veo de “positivo” a esta opción, es que en la práctica, efectivamente está encerrando a un delincuente, pero creo que habría que pensar en una opción más “rehabilitadora”, considerando que se trata de niños de 10 años.

Opción 2: Alejar a estos niños de sus padres, recluirlos en centros del Sename de forma más aislada y resguardada (sin escapes diarios) por un período largo. Algo de esperanzas da esto, pero probablemente es una alternativa cara y tal vez esa plata podría estar alejando de la delincuencia al próximo Cisarro, en vez de mejorarle la calidad de vida al actual Cisarro.

Opción 3: Hacer que los padres asuman la responsabilidad por los delitos de sus hijos. Esto a mi me suena a tragedia potencial. Cisarro va a cometer dos delitos más, van a encerrar a sus padres y quién sabe que hará Cisarro. No gracias.

Opción 4: Estudiar las experiencias de otros países y al más puro estilo de los legisladores chilenos, hacerle “copy/paste” a la ley desde Wikipedia. Al más puro chilean-style.

Hasta ahora, lo que se hace es prácticamente nada. Se detiene a estos delincuentes, y los padres los van a buscar a la comisaria. Al día siguiente ya están asaltando y poniendo en riesgo la vida de otras personas. Claramente sus padres son incapaces de controlarlos y de educarlos. Pero el sistema como está actualmente, no funciona. Esa tiene que ser la base sobre la cual se deben buscar soluciones en vez de seguir atascados en discusiones inútiles, y en vez de seguir dándole a “Contacto” material para los próximos 20 años.

Written by L.

agosto 11, 2009 at 10:56 pm

Publicado en chile

El calor de Santiago…y el frío de tu memoria

with 3 comments

Es extraño. Cuando estás en el desierto Gobi y sientes ese calor que casi te quema, piensas: la próxima vez que sienta el calor de Santiago va a ser como si nada. Hasta va a ser agradable, si al final en comparación es casi refrescante.

Pero pasan unas semanas y vuelves a Santiago en febrero. Y el calor de Santiago te cocina igual.

¿Qué concluyes?

Que el calor del desierto mató tus neuronas y que tienes pésima memoria. Comparado con el Gobi, el verano de Santiago es como pararse cerca de un microondas medio apagado.

Written by L.

febrero 18, 2009 at 10:39 pm

Publicado en chile